Y entonces ... ¿ como protejo mi puerta ?


Esta es una de las preguntas más comunes con que nos encontramos cuando una persona se informa sobre los métodos de apertura más utilizados actualmente por los ladrones.

Aunque cada puerta es distinta vamos a intentar responder de forma genérica a esa pregunta.

1.- Sustitución inmediata de los embellecedores externos de la cerradura . Un embellecedor no sirve absolutamente para nada, excepto una falsa sensación de seguridad ( soporta apenas unos segundos de ataque).

2.- Sustitución inmediata de los bombines que sobresalgan más de 2 mm. del plano de la puerta. Su rotura se produce también en segundos.

3.- Instalación de escudo de seguridad. Existen varios tipos y modelos, Preferentemente instalaremos los que protegen en su totalidad el bombín y estén provistos de "lenteja" giratoria que dificulta el ganzuado y el taladrado del rotor.

4.- Instalación de bombín anti-bumping , anti-rotura, anti-ganzuado - anti-taladro,  anti-extracción,..

Con estas mínimas adaptaciones ya tendremos una puerta medianamente acondicionada y preparada para resistir los ataques más comunes .

5.- Nosotros recomendamos, además , dotar la puerta de una segunda cerradura, totalmente independiente de la primera. Eso duplica, sino triplica o cuadruplica el trabajo para forzarla.
Existen varios tipos en el mercado, Recomendamos consultarnos para escoger la más idónea para su puerta.

Con estas medidas ya disponemos de una puerta que supera con creces la seguridad de la mayoría de las instaladas actualmente. En ocasiones la sola presencia de estos elementos es más que suficiente para que los ladrones desistan y se decanten por un objetivo más fácil.

Para más información no duden en ponerse en contacto con nosotros.